Autor: Susana Vidal
Categoría:
Tiempo de preparado5 minTiempo de cocinado10 minTiempo total15 min

Queréis un queso especial para fundir, sabroso y sin una pizca de grasa? Pues sin duda, éste es vuestro queso. Vuestro, nuestro y para compartir sin límites ni fronteras, porque es algo que debería probar todo el mundo. A nosotros nos encanta porque los quesos veganos que se comercializan, en su gran mayoría, están hechos con aceite de coco, y aunque están ricos, a nosotros nos acaba resultando pesado tanto sabor a coco. Esta versión además de ser mucho más asequible es más sana debido a su ausencia de materia grasa. Así queeeeee, no hay excusa, no? Vamos a ello!!

 500 ml bebida de soja
 40 g almidón de maíz
 3 cucharadas de postre de agar agar
 1 cucharada de postre de vinagre de manzana
 2 cucharadas de postre rasas de sal
 1 cucharadilla de café de pimienta recien molida
 1 cucharilla de café de pimentón ahumado
 2 cucharada soperas d elevadura de cerveza
 1 cucharadilla de café de cúrcuma
 1 cucharada de postre de ajo en polvo
1

Lo primero que vamos a hacer es poner el almidón de maíz en una taza y añadirle la cantidad necesaria de bebida de soja para deshacerlo. Esto nos evitará grumos posteriores.
A continuación, ponemos lo que nos queda de bebida de soja a calentar y dejamos que llegue a ebullición. Bajamos el fuego y le añadimos el vinagre, la sal y el agar agar. Removemos durante un par de minutos.
Pasado este tiempo, le vamos añadiendo poco a poco el almidón sin dejar de remover y le vamos agregando las especias.
Seguimos removiendo a fuego bajo durante unos 8-10 minutos o hasta que veamos que ha espesado del todo.
Y así de fácil hemos conseguido hacer nuestro quesito.
Ahora untamos un molde con aceite de oliva y vertemos el contenido dentro. Dejamos que se atempere un poco y lo metemos a la nevera.
Una vez frío, sólo nos queda desmoldarlo y disfrutarlo.
Se puede congelar perfectamente, de hecho nosotros lo congelamos por porciones para emplear en nuestra pizza semanal.
Muy buen provecho!!

Ingredientes

 500 ml bebida de soja
 40 g almidón de maíz
 3 cucharadas de postre de agar agar
 1 cucharada de postre de vinagre de manzana
 2 cucharadas de postre rasas de sal
 1 cucharadilla de café de pimienta recien molida
 1 cucharilla de café de pimentón ahumado
 2 cucharada soperas d elevadura de cerveza
 1 cucharadilla de café de cúrcuma
 1 cucharada de postre de ajo en polvo

Pasos

1

Lo primero que vamos a hacer es poner el almidón de maíz en una taza y añadirle la cantidad necesaria de bebida de soja para deshacerlo. Esto nos evitará grumos posteriores.
A continuación, ponemos lo que nos queda de bebida de soja a calentar y dejamos que llegue a ebullición. Bajamos el fuego y le añadimos el vinagre, la sal y el agar agar. Removemos durante un par de minutos.
Pasado este tiempo, le vamos añadiendo poco a poco el almidón sin dejar de remover y le vamos agregando las especias.
Seguimos removiendo a fuego bajo durante unos 8-10 minutos o hasta que veamos que ha espesado del todo.
Y así de fácil hemos conseguido hacer nuestro quesito.
Ahora untamos un molde con aceite de oliva y vertemos el contenido dentro. Dejamos que se atempere un poco y lo metemos a la nevera.
Una vez frío, sólo nos queda desmoldarlo y disfrutarlo.
Se puede congelar perfectamente, de hecho nosotros lo congelamos por porciones para emplear en nuestra pizza semanal.
Muy buen provecho!!

QUESO VEGANO TIPO CHEDDAR
Compartir

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies